seguridad

Conoce todo lo necesario antes de instalar una reja de seguridad

Desde hace mucho tiempo se han utilizado las rejas como medida complementaria de seguridad, este elemento es fundamental cuando se trata de resguardo y protección en nuestros hogares, el refuerzo de la periferia, así como asegurar las puertas y ventanas hacen de las rejas un aliado que no puede faltar cuando queremos proteger nuestra propiedad.

Si piensas que es algo que esta pasado de moda o es antiestético, pues, déjeme decirle que también los modelos y materiales para la fabricación de rejas de seguridad han evolucionado y se adaptan a sus requerimientos sin ningún problema, sólo requiere un profesional serio y con experiencia.

Rejas de seguridad, características y tipos

Básicamente las rejas eran hechas de metal y con diseños muy básicos, y los encargados eran aquellos que realizaban oficios como el del cerrajero, de https://cerrajeros24hbarcelona.org/areas/cerrajeros-sants.html y el herrero, las rejas han tenido una evolución desde aquellas primeras estructuras hechas de barrotes hasta formar en la actualidad composiciones de figuras y dibujos de diversas formas, generando así variaciones en cuanto a los modelos que se adaptan a los diferentes requerimientos, las características también van determinadas en la función que tendrán las rejas, las de seguridad generalmente vienen provistas de puntas afiladas tipo flechas en la parte superior, en realidad más que un elemento decorativo  es un complemento en el resguardo del hogar.

Las rejas de seguridad pueden ser clasificadas de la siguiente manera.

Removibles. Consisten en rejas cuya estructura está preparada para ser instaladas y desinstaladas con facilidad, hechas generalmente de acero y pueden adaptarse a las distintas dimensiones del espacio.

Fijas. Además de ser las más recomendadas por cualquier cerrajero, son las más usadas para seguridad y protección, hechas de hierro galvanizado o forjado son la mejor opción donde se requiera mayor protección, se pueden fijar en la estructura aumentando su efectividad.

Bandit. Este tipo de rejas es perfecta para ser instaladas en ventanas de sótanos, generalmente confeccionadas en aluminio, además pueden usarse para protección de ventanas corredizas.

Rejillas. Generalmente usadas en comercio y oficinas, tradicionalmente con diseño de diamante.

Extensible. La unión de las piezas permite que este modelo se pliegue y abran en forma de tijeras, muy cómodas y manejables, son hechas de hierro galvanizado.

Abatibles. Este modelo da un aspecto de dureza, hechas de hierro fundido y cubierta con pintura al horno se instala con bisagras y tornillos de seguridad posibilitan la apertura y cierre a voluntad.

Estilo bucle. En este estilo el hierro se entrelaza entre un barrote y otro, aportando el resguardo necesario de la propiedad. En la parte inferior no permite el ingreso de animales domésticos y en la superior ni un brazo de una persona.

Con láminas de hierro. Son fabricadas con láminas de hierro o acero pulido combinadas entre sí para brindar la mejor protección. Resaltando su estética por el reflejo suave de su presencia y la fuerte protección en su apariencia.

Lo que va a determinar el tipo de reja de seguridad a instalar, es el sitio donde va a cumplir su función, así como el nivel de protección que requiere, recuerde que el modelo que vaya a utilizar es personalizado para un mayor resguardo y distinción.